martes, 2 de diciembre de 2014

Breves líneas sobre el SIDA

N.B.

El 1 de diciembre pasado se celebró el Día Mundial de la Lucha contra el SIDA. y tal y como se preguntó en 2002 el presidente Mbeki de África del Sur, repetimos las preguntas del Ministerio de la Salud de su país, a saber:

- La relación entre el HIV (virus de la inmunodeficiencia humana) y el SIDA no ha sido probada jamás.
- ¿Dónde está la epidemia de SIDA anunciada en 1980 para EE. UU. y Europa?
- ¿Es el SIDA sexualmente transmisible?
- ¿Dónde está la prueba de la eficacia de los medicamentos anti-retrovirus?

¿No son estos medicamentos extremadamente tóxicos quienes matan más que el SIDA?

La inmunodeficiencia existía en África mucho tiempo antes de que los norteamericanos "descubrieran" el SIDA. Se relaciona la cifra de 26 millones de casos de SIDA con las disolutas costumbres sexuales de los africanos. Pero hoy se sabe que el SIDA no es una enfermedad sexual. Es extremadamente difícil de transmitir el SIDA de un hombre a una mujer o de una mujer al hombre. Se afirma que no existe más que una sola práctica sexual donde ello es posible: el sexo anal receptivo.

Ningún estudio epidemiológico controlado hasta la fecha ha demostrado que el HIV causa realmente el SIDA. El HIV ha sido puesto en evidencia solamente en los experimentos en laboratorios. Jamás ha sido aislado en un paciente con SIDA. Como lo dijo Kary Mullis, Premio Nobel de Química de 1993: "si hubiese evidencias de que el SIDA es causado por el virus HIV, deberían existir documentos científicos que demuestren este hecho. Tal documento no existe". El US National Institute of Health (Instituto Nacional de la Salud USA), oficina de Integridad Científica, hasta habla de fraude científico refiriéndose a los trabajos de Gallo.

Los investigadores de los laboratorios que trabajan sobre el SIDA guardan silencio porque corren el riesgo de perder el maná de los subsidios, la OMS debería reestructurar sus recursos de ayuda médica, las farmacéuticas perderían ganancias cuantiosas, la Iglesia se pirra por guardar en reserva esta potente palanca para imponer una moral sexual más estricta, y los gobernantes de los países subdesrrollados saben que es mucho más fácil obtener subsidios para luchar contra el SIDA que contra la malaria o el cólera, y los medios de comunicación jamás van a reconocer que han sido engañados.

Pero el que sabe de estas vainas es el Olarieta.

2 comentarios:

  1. Buenas:

    1. Investigadores en SIDA afirman que el HIV cumple con los postulados clásicos de Koch para ser asignado como responsable del SIDA (Science (1994) vol. 266 p.1647).
    Las evidencias de que el virus VIH es el responsable del SIDA se han venido acumulando a lo largo de los últimos 20 años.

    2. El CDC publica en su boletín el 22 de junio de 1984 una estadística preocupante: en tres años 4.918 personas habían sido afectados por el SIDA en EEUU, cerca de la mitad (2.221) habían fallecido ya. En Europa la cantidad de casos se había duplicado en los últimos 8 meses de 1984, siendo los países más afectados por millón de habitantes Francia y Dinamarca.

    3.

    4. La reducción de la toxicidad de los antiretrovirales fue muy importante, aunque todavía no están exentos de efectos secundarios. El beneficio de su ingesta es muy superior al riesgo a no hacerlo, tal y como ha sido demostrada en diversas ocasiones (Moyle y Gazzard, 1999; Palmisano y Vella, 2011; Palella et al., 1998; Palmer et al., 2008; Marin et al., 2009). Pero todavía quedan dos problemas pendientes: el virus sigue mutando y muchas personas no toleran alguno de los compuestos de la terapia. Eso ha impulsado a los investigadores a diseñar nuevos fármacos.

    Por otro lado, los hallazgos del ensayo HPTN 052, demostraron que una terapia eficaz era capaz de reducir el riesgo de transmisión en parejas heterosexuales serodiscordantes hasta en un 96%

    5. Sobra comentar esta parte, pues es bien sabido que el VIH se contagia por contacto sexual; compartir agujas, jeringas; transmisión madre-hijo mediante el canal del parto, antes o durante la lactancia; transfusión sanguínea.

    Aparte de consultar los estudios que así lo demuestran, te invito a mantener relaciones sexuales sin protección con una persona infectada con VIH. Me parece un peligro y un acto de irresponsabilidad que afirmes que el VIH no se contagia por mantener relaciones sexuales sin protección.

    6. El virus VIH aislado de enfermos de SIDA fue cultivado in vitro, y por inoculación accidental se produjo una infección en personal de laboratorio que trabaja con el VIH. Algunos de estos trabajadores desarrollaron el SIDA, y el virus productor de la enfermedad resultó ser el mismo clon de VIH con el que trabajaban (Cohen, 1994; O’Brien y col., 1996).

    7. El virus VIH existe y es identificable, (ii) no hay una disputa real entre los científicos sobre este aspecto, (iii) existen fotografías de microscopía electrónica que muestran el virus VIH, (iv) los test genéticos desarrollados permiten identificar el virus VIH de forma fiable, (v) las secuencias de los retrovirus endógenos son diferenciables de los del VIH, (vi) el método de detección del VIH es específico o (vii) el virus VIH provoca SIDA.

    Además, empleando el método de Sir Bradford Hill (Hill, 1965) (establecido para estudiar enfermedades crónicas) al SIDA, para detectar la causa de éste se vio: (1) numerosos estudios que han comparado a personas infectadas con no infectadas, han mostrado que el SIDA sólo se ha desarrollado en personas portadoras del VIH (Schechter y col., 1993; Darby et al., 1995) (fuerte asociación, consistencia y especificidad), (2) el seguimiento de pacientes de SIDA muestran que la infección con el VIH siempre han precedido al desarrollo de los síntomas (Biggar, 1990; Prins y Veugelers, 1997) (temporalidad), (3) una mayor carga vírica predice una mayor severidad de la enfermedad (Engels y col., 1999; Mellors y col., 1996) (gradiente biológico), (4) tratamientos que suprimen la proliferación vírica se traduce en una mejoría clínica (Hammer y col., 1997; Katzenstein y col., 1996) (experimento), (5) hay un único mecanismo pato-fisiológico por el que VIH ocasiona el SIDA: bajada en los niveles de linfocitos CD4 (O’Brien y col., 1996b; Levy, 2007) (especificidad y plausibilidad), numerosos estudios realizados con el VIH-1, VIH-2, VIS, SVIH, y otros virus satisfacen los criterios de coherencia y analogía (Knipe y Howley, 2007).

    ¿Con que no hay ningún estudio epidemiológico?

    ResponderEliminar
  2. Me parece una irresponsabilidad y una magufada decir que el vih no es una enfermedad que se transmite por vía sexual. Penoso.

    ResponderEliminar