jueves, 6 de julio de 2017

Arabia saudí es la principal fuente de financiación del islamismo radical en Reino Unido

La principal fuente de financiación del islamismo radical en Reino Unido es Arabia saudí, según la Sociedad Henry Jackson, un instituto británico de investigación. La embajada de Riad en Londres ha rechazado “categóricamente” las conclusiones del estudio realizado por dicha Sociedad.

La difusión de una ideología no es ni espontánea ni barata; alguien sopla en las velas. Los yihadistas no se forjan en internet, ni en las redes sociales. Desde 1960 los saudíes han gastado millones de dólares para exportar el wahabismo, “sobre todo a las comunidades musulmanas de los países occidentales”, concluye el estudio británico.

Los principales lugares “sagrados” del islam, La Meca y Medina, están enclavados en el reino saudita, donde impera una teocracia singular y una visión rigorista del islam que no existe en otros países musulmanes, aunque en el estudio también aparecen Emiratos Árabes Unidos, Kuwait, Qatar e Irán.

El apoyo saudí al fundamentalismo aparece en forma de “dotaciones aprobadas a las mezquitas y a las instituciones educativas islámicas” que han acogido a predicadores radicales que han difundido una “literatura extremista”, dice el estudio.

Otros teólogos que ejercen en Reino Unido han sido formados en instituciones religiosas saudíes.

Tom Wilson, el portavoz de la Sociedad, criticó al Ministerio británico del Interior porque, a pesar de que en 2015 asumió el compromiso de analizar la financiación exterior del extremismo religioso en Reino Unido, no ha difundido ninguna información al respecto.

En una comparecencia pública, Wilson exigió al gobierno británico que realice una investigación pública sobre los flujos financieros procedentes del exterior que acaban en poder de los movimientos fundamentalistas.

La falta de transparencia es consecuencia de la asociación comercial entre Reino Unido y la teocracia saudí, que anualmente genera unas transacciones que en 2015 ascendieron a 7.400 millones de euros, una especie de soborno suculento que encubre los manejos de los imperialistas en Oriente Medio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario